sábado, 7 de febrero de 2009

Fuera de onda

Sí, estáis pensando que empezar un blog es lo más dos mil cuatro que existe, ya lo sé. Lo sé, entre otras razones, porque en 2004 inicié un blog que mantuve vivo durante dos años, casi a actualización diaria en los momentos más prolíficos. Casi cinco años después, tras pasar por todas las redes sociales que en este mundo han sido y para demostrar que la historia no va en línea recta sino en círculos, vuelvo a la blogosfera.

No sé si vuelvo para escribir exclusivamente sobre cine y tele (a los que dediqué por completo mi primer blog) o sobre más cosas, pero uno de los pocos detalles en que me diferencio del Juan de diecinueve años de entonces es la falta de necesidad de hacer planes. Bueno, y en que estoy bastante más acojonado que él ante la perspectiva de hacerme mayor, pero eso puede ser material para una entrada completa. Muchas más son las cosas que tenemos en común, como por ejemplo que a los dos se nos ocurrió abrir el blog en temporada de exámenes. Entonces aprobé todas, ahora sólo tengo un examen...tentemos a la suerte para que se repita.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Bueno, nen debería empezar esto a arrancar,no? Que estoy prendado de tu primer texto, pero necesito more! Igual que tus queridos Depeche Mode... I just cant get enough

caliope dijo...

y curiosamente (y puede que sólo sea "curiosamente" para mi), lo inauguras al día siguiente de ver como los años pasan por los demás (concretamente por moi)...

pues yo tb llevo con la idea en la cabeza un tiempo, la del blog, digo. Y no te creas, no descarto abrir uno para llenar el vacío (o algo) que dejó el fotoló... o simplemente porque sí! :)

intentaré seguirte de cerca ;)

muases!